TATVAMASI "Tú eres eso" - AHAM BRAHMASMI " Yo soy Brahman" - AYAMATMA BRAHMAN "Este Yo es Brahman" - PRAJÑANAM BRAHMAN "La Conciencia es Brahman" - SATCHIDANANDAM BRAHMAN "La eterna existencia, la conciencia eterna, la eterna paz es Brahman".
"Mi enseñanza no es una filosofía. Es el resultado de experiencia directa. Mi enseñanza es un medio de practicar, no algo a lo que aferrarse o motivo de adoración. Mi enseñanza es como una balsa que permite cruzar el río. Sólo un tonto llevaría la balsa de vuelta después de haber llegado y alcanzado la otra orilla de la liberación. " - Buddha
"Los grandes sabios no se identifican con ninguna religión o credo particular. Están por encima de ese tipo de distinciones. Ellos pertenecen a toda la humanidad." - Swami Rama

"Sirve, ama, da, purifícate, medita y realízate. Sé bueno, haz el bien, sé amable y compasivo. Pregúntate: ¿Quién soy yo? Conoce el Ser y sé libre." - Sri Swami Sivananda Maharaj

"No te quedes sentado en forma ociosa. Sabe que tú eres Divino en tu naturaleza esencial. Tú no has venido aquí a llorar y a lamentarte. Afirma tu Divina naturaleza. Despierta! Levántate! Tú eres un peregrino en el sendero de la Verdad." - Swami Chidananda
Si hay una constante en todas las fuentes de yoga, esa es su insistencia en el carácter “secreto” de su enseñanza. El secretismo es la forma de salvaguardar la transmisión íntegra y protegerla de contaminaciones externas. Aunque actualmente el acceso a todo tipo de información es libre, rápido y cómodo, el carácter secreto del yoga sigue estando vigente. Cabe distinguir entre “información”, a la cual se puede acceder de manera casi ilimitada, y “conocimiento”, cuyo acceso está tan restringido hoy como siempre lo ha estado. En la tradición india, el conocimiento es un bien que se merece y conquista, no un derecho que tienen todos los hombres por igual, a modo de como se entiende en el mundo moderno. Tradicionalmente, el acceso a los textos clásicos estaba restringido a iniciados en yoga, principalmente porque su comprensión dependía directamente de su práctica. De esta forma, se evitaban malas lecturas manteniendo la escritura en secreto. Actualmente, casi todo el mundo puede tener acceso a la lectura de estas obras o a alguna de sus traducciones. Sin embargo, de todos los que tendrían acceso a la lectura, verdaderamente muy pocos se interesarán por las obras, y de esos, otros pocos las leerán. De esos escasos lectores, alguno será practicante de yoga. Y de esos practicantes, quizá alguno llegue a comprender su contenido. De esta manera, se puede entender que la restricción de este tipo de textos sigue siendo la misma que cuando fueron redactados por primera vez. La única diferencia es que tradicionalmente se evitaban las lecturas inapropiadas a través del secretismo, y en el mundo moderno, el libre acceso a la información propicia que algunos confundan “información” con “conocimiento”. Más allá de esas distinciones, el conocimiento verdadero sigue estando protegido como siempre lo estuvo. - José A. Offroy

sábado, 5 de octubre de 2013

DEVI UPANISHAD

¡Om! ¡Dioses! Escuchemos con los oídos lo que es bueno.
¡Adorables! Veamos con los ojos lo que es bueno.
Con miembros y con cuerpos firmes, en alabanza,
Disfrutemos la vida designada por los dioses.
Que Indra, de amplio reconocimiento, nos confiera bienestar.
Que Pushan y los dioses absolutos nos confieran bienestar.
Que Tarkshya, que se mueve sin obstáculos, nos confiera bienestar.
Que Brihaspati nos confiera bienestar.
¡Om! ¡Paz! ¡Paz! ¡Paz!


1. Todos los dioses esperaron a la Diosa (y preguntaron): ‘¿Gran Diosa, quién eres?’

2. Ella respondió: Esencialmente soy Brahman. De mí (procedió) el mundo, que se compone de Prakriti
y Purusha, del vació y el espacio ocupado. Soy (todas las formas de) bienaventuranza y ausencia de
bienaventuranza. Yo misma soy el conocimiento y la ignorancia. Se debe conocer a Brahman y a no
Brahman, dice la escritura de los Atharvans.

3. Yo soy los cinco elementos, como también lo que es diferente de ellos. Soy el mundo entero. Soy el
Veda, como también lo que es diferente de él. Soy el no nacido. Soy el nacido. Soy debajo y arriba y
alrededor.

4. Me muevo con los Rudras y los Vasus, con los Adityas y los Vishvedevas.
Sostengo a Mitra y a Varuna, a Indra y a Agni, y a los dos Ashvins.

5. Yo defiendo a Soma, Tvashtir, Pushan y Bhaga,
A Vishnu, de grandes pasos, a Brahma, a Prajapati.

6. Al ferviente sacrificador que ofrenda libación
Y que exprime el jugo de Soma, le confiero riqueza.
Soy el estado, La que trae riqueza.
Por encima de todo ello, Yo coloco a su protector.

7. Aquel que conoce así mi esencia en el agua del mar interno,
Obtiene la morada de la Diosa.

8. Aquellos dioses dijeron:
¡Reverencias a la Diosa, la gran Diosa!
Reverencias a Shiva, el auspicioso, por siempre jamás.
¡Reverencias a la bendita Prakriti!
Siempre me inclino ante Ella.

9. Busco refugio en Aquella que es del color del fuego,
Que quema con ardor asceta, la Diosa resplandeciente,
Quien se deleita en los frutos de las acciones. Oh Tú, difícil de alcanzar,
Disipa Tu sombra

10. Los dioses engendraron el habla divina.
Ella hablan los animales de todas las formas.
La vaca que produce dulces frutos y vigor –
Que se nos aparezca el alabada Habla.

11. Al sagrado Shiva, a la hija de Daksha, 2
A Aditi y Sarasvati,
A la Madre de Skanda, al poder de Vishnu,
A la Noche de muerte, alabada por Brahma,
Rendimos nuestras reverencias.

12. Conocemos a la Gran Lakshmi,
Diosa de la buena Fortuna.
Meditamos en toda realización.
¡Que la Diosa nos inspire!

13. A través de Ti, Dakshayani, nació Aditi.
Ella es la hija. Después de Ella nacieron
Los auspiciosos dioses,
Amigos de la ausencia de muerte.

14. Amor, vientre, parte del amor, el que lleva el rayo
La cueva, ha-sa, el viento, la nube, Indra.
Nuevamente la cueva, sa-ka-la con Maya –
Así se desarrolla la ciencia primigenia completa que engendra a todos.

15. Este es el poder del Ser, que encanta a todos, armado con el lazo, el gancho, al arco y la flecha.
Esta es la Ciencia grande y sagrada.

16. Aquel que conoce esto supera la pena.

17. ¡Divina Madre! Reverencias a Ti. Protégenos en todas las maneras posibles.

18. Ella, aquí, es los ocho Vasus, los once Rudras, los doce Adityas. Ella es los dioses absolutos,
(aquellos) que beben Soma y (aquellos) que no lo hacen. Ella es los duendes, los demonios, los seres
malignos, los fantasmas. Ella también es los seres super humanos y los semi divinos. Ella es Sattva, Rajas
y Tamas. Ella es Prajapati, Indra y Manu. Ella es los planetas, las estrellas y las esferas luminosas. Ella es
las divisiones de tiempo y la forma del Tiempo primigenio. Siempre La reverencio:

19. Diosa que destierra la angustia
Que confiere tanto placer como liberación,
Infinita, victoriosa, pura, Shiva, Refugio, la Dadora de bien.

20. Semilla todopoderosa del mantra de la Diosa,
Es el cielo, junto con ‘i’ y el fuego, adornado con la luna creciente.

21. En el mantra de una sola sílaba meditan los sabios de corazones puros, supremamente bienaventurados.
Los mismísimos océanos de la sabiduría.

22. Creada por el habla. Nacida de Brahman. La sexta
Equipada con el rostro. El sol. La oreja izquierda, donde
Está el punto. La octava y la tercera juntas.

23. El aire, unido con Narayana
Y con el labio. vicce, la de nueve letras.
La letra deleitará a los sublimes.

24. Sentada en el corazón del loto, resplandeciente como el sol de la mañana,
Diosa, que tienes el lazo y el gancho, con el gesto de conferir dones y el de disolver miedos.
Compasiva, de tres ojos, de manto rojo, que concedes a los devotos los deseos de su corazón,
A Ti Te adoro.

25. Me inclino ante Ti, Diosa,
Tú, la Disipadora de los peores miedos,
Vencedora de obstáculos.
Tú, que vistes la forma de la gran Misericordia.

26. Brahma y otros no conocen Su esencia. Por eso se La llama Incognoscible. No tiene fin. Por eso se
La llama Infinita. No se La comprende, y por eso se La llama Incomprensible. Su nacimiento no es conocido, y por eso se La llama la No Nata. Sólo Ella está presente en todas partes, y por eso se La llama la Única. Sólo Ella viste todas las formas, y por eso se La llama las Muchas. Por estas razones se La llama la Incognoscible, la Infinita, la Incomprensible, la Desconocida, la Una y las Muchas.

27. La Diosa es la Fuente de todos los Mantras, de todas las palabras, el conocimiento es Su forma. Su Forma consciente trasciende todas las cogniciones. Ella es la testigo de toda vacuidad.

28. Más allá de Ella no hay nada. Ella es renombrada como inabordable. La temida por la vida, me inclino ante la Inaccesible, baluarte contra todos los pecados. La Conductora que Me lleva a través del mar de la vida mundana.

29. Aquel que estudia este Atharva Upanishad gana el fruto de repetir cinco (otros) Atharva Upanishads. Aquel que, tras dominar este Atharva Upanishad, persiste en la adoración.

30. De este vidya: diez millones de cantos son menos que el fruto de la adoración. Ciento ocho recitaciones del mismo no constituyen más que la inauguración de este ritual.

31. Quien lo lee solamente diez veces, Se libera inmediatamente de los pecados. A través de la gracia de la gran Diosa, supera grandes obstáculos.

32. Al leerlo a la mañana, destruimos los pecados de la noche. Al leerlo a la noche, destruimos los pecados que cometimos durante el día. Así, al leerlo tanto a la noche como a la mañana, el pecador se vuelve libre de pecados. Al leerlo también a la medianoche, la cuarta “conjunción”, resulta la perfección de
habla. La recitación ante una nueva Murti, la trae ante la presencia de la deidad. Su recitación en el momento de la consagración (de una Murti), la hace un centro de energía. Al recitarlo un martes, bajo el asterismo Ashvini, en presencia de la gran Diosa, supera la muerte violenta aquel que sabe esto. Esto es un secreto.

                                   ¡Om! ¡Dioses! Escuchemos con los oídos lo que es bueno.
¡Adorables! Veamos con los ojos lo que es bueno.
Con miembros y con cuerpos firmes, en alabanza,
Disfrutemos la vida designada por los dioses.
Que Indra, de amplio reconocimiento, nos confiera bienestar.
Que Pushan y los dioses absolutos nos confieran bienestar.
Que Tarkshya, que se mueve sin obstáculos, nos confiera bienestar.
Que Brihaspati nos confiera bienestar.
¡Om! ¡Paz! ¡Paz! ¡Paz!
Aquí finaliza el Devi Upanishad, incluido en el Atharva-Veda.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...